Dec 1, 2010

Venezuela: Ley Orgánica de Fomento y Desarrollo del Sistema Económico Comunal

Logo red_large
crédito de foto:Red Nacional de Sistemas de Trueke

 

01/12/2010

Venezuela: Ley Orgánica de Fomento y Desarrollo del Sistema Económico Comunal

Fuente: Red Nacional de Sistemas de Trueke
Introducción


No existen Sistemas de Trueke con uso de Moneda Comunal porque hay una Ley, hay una Ley porque existen los Sistemas de Trueke con uso de Moneda Comunal. La ley norma una conducta social, no la inventa.

En el caso del Trueke y la Moneda Comunal los actores de esta conducta nos llamamos a nosotros mismos, Prosumidores y Prosumidoras, y analizando el Proyecto de la Ley Orgánica para el Fomento y Desarrollo del Sistema Económico Comunal vemos con agrado gran parte de su redacción, pero creemos también que hay cosas que deberían corregirse para hacer más efectivo y claro este instrumento legal y garantizar que lo que allí se promueve, sea una realidad exitosa en la práctica concreta de las comunidades.

Es por eso que proponemos se tengan en cuenta algunos aportes y modificaciones a la ley que son producto de la reflexión de nuestra propia experiencia como protagonistas desde hace más de 3 años de los Sistemas de Trueke con uso de Moneda Comunal (Una forma organizativa de la economía popular y comunal que esta ley aborda) y que podrían ayudar a garantizar el funcionamiento apropiado de estos Sistemas.

Estos aportes han sido construidos colectivamente y están consignados en un documento aparte que aquí traemos como Red Nacional de Sistemas de Trueke para poner en consideración de la Asamblea Nacional.

Breve Historia de ésta Ley.


Desde que nuestro Comandante y Presidente Hugo Chávez comenzó a promover la conformación de estos Sistemas de Intercambio con uso de Moneda Comunal, ya ha pasado algún tiempo, y gracias al trabajo de mucha gente son hoy una realidad en nuestro país. Pero no fue sino hasta que tuvo noticias y constató que ya las primeras experiencias estaban en marcha que comenzó a abogar por una Ley de las Monedas Comunales.

Los asesores internacionales de la experiencia comenzaron a elaborar borradores de esa ley que el comandante solicitaba, y participaron de reuniones en la Vicepresidencia donde se avanzó bastante en dicha tarea, junto con otros camaradas de distintos organismos y dependencias del estado.

Pero no fue sino hasta el final del período especial -durante el cual el propio Presidente decretó varias leyes habilitantes- que de algunos elementos de esos borradores y con el agregado de otras formas organizativas de la economía popular,  nació la ley de Fomento y Desarrollo de la Economía Popular, que por primera vez en el mundo reconocía la existencia de las organizaciones socioeconómicas de las propias comunidades y específicamente, a los Sistemas de Trueke con uso de Moneda Comunal

Pero es de resaltar que los protagonistas directos de estas experiencias no fuimos consultados, y que desde ese entonces tuvimos la voluntad y la decisión de participar y desde entonces también comenzó la lucha, organizados como Red Nacional de Sistemas de Trueke, por ser tenidos en cuenta tanto para la elaboración de la ley como para su respectiva reglamentación.

Ahora que este proyecto de Ley Orgánica de Fomento y Desarrollo del Sistema Económico Comunal está en consulta pública esperamos sea la oportunidad de reivindicar esa lucha por la participación protagónica que venimos llevando adelante y para la cual nos hemos reunido y realizado actividades concretas en 5 Encuentros Nacionales o en las muchas reuniones del Comité Operativo de la Red en las cuales se ha trabajado la propuesta que aquí traemos.

 Sistema Económico Comunal


Hablar de Sistema Económico Comunal es hablar de un complejísimo y ancestral sistema de interrelaciones socio culturales y económicas que se dan en los territorios como resistencia al sistema económico capitalista hegemónico, impuesto desde fuera.

El Conuco por ejemplo, es una forma de producción sustentable, diferente al monocultivo, donde se aprovecha la diversidad y complementariedad de los cultivos asociados. Subsiste como resistencia del modo de producción ancestral amerikano y forma parte del Sistema Económico Comunal. Reconocer e incentivar el conuco familiar y/o colectivo es lo que debería hacer esta ley como está consignado y en concordancia con la Ley de Tierras y Desarrollo Agrario en sus artículos 19 y 20.

Artículo 19.- Se reconoce el conuco como fuente histórica de la biodiversidad agraria. El Ejecutivo Nacional promoverá, en aquellas áreas desarrolladas por conuqueros, la investigación y la difusión de las técnicas ancestrales de cultivo, el control ecológico de plagas, las técnicas de preservación de suelos y la  conservación de los germoplasmas en general.

Artículo 20.- Se garantiza la permanencia de los conuqueros en las tierras por ellos cultivadas y tendrán derecho preferente de adjudicación en los términos del presente Decreto Ley

La Cayapa, Convite o mano vuelta por ejemplo, es una forma socialista de intercambio o trueke de servicios y saberes. Ésta ley debería reconocer éstas prácticas y favorecer mecanismos para incentivarlas.

Los Sancochos o Hervidos por ejemplo, son formas solidarias de alimentación colectiva, son satisfactores sinérgicos de necesidades humanas.

El baile en nuestros merkados, el teatro, la música, los títeres, los cuentos, la poesía…

Todas estas relaciones socioeconómicas ya existen, en permanente lucha contra el individualismo y el egoísmo capitalista, hace tiempo.

 Por eso creemos y proponemos en una primera modificación a la ley: El tono de la Ley.

La Ley debería, en nuestra opinión, partir del reconocimiento del Sistema Económico Comunal existente y resistente, y no hablar como si el Sistema Económico Comunal fuera a iniciarse con la promulgación de ésta ley. De esta manera también el pueblo se sentirá más comprometido en la defensa de una legislación que reconoce practicas que existen, que siente suyas

Proponemos se llame, además de hacerlo, “Ley de reconocimiento, fomento y desarrollo del Sistema Económico Socialista Comunal.”

Entendiendo lo Socialista y Comunal como las relaciones socio-económicas no capitalistas, igualitarias, sustentables, ancestrales y/o de la cultura popular, desarrolladas protagónicamente por las comunidades organizadas, que no se basan en la explotación, ni del hombre por el hombre, ni de la naturaleza. En un territorio específico local y/o regional.

Dejando bien claro que esta ley no reconoce ni fomenta el capitalismo en ninguna de sus diferentes formas de expresión.

Creemos que dentro del concepto de Sistema Económico Socialista Comunal debe quedar clara la diferencia entre lo socioproductivo y lo socioeconómico, siendo ésta última expresión abarcadora de la anterior pero mucho más amplia.

Esto tomando en cuenta que lo económico da cuenta de la fase productiva, de la de la transformación, la distribución, el intercambio, el consumo y la generación y maximización del aprovechamiento de desperdicios.

Los Sistemas de Trueke con uso de Moneda Comunal no somos organizaciones socioproductivas sino socioeconómicas. El objetivo de los Sistemas de Trueke no es inicialmente la producción, aunque en el convivan diferentes formas de ella, sino la redistribución socialmente justa de los excedentes y/o de parte de la producción de bienes y servicios de la/s comunidad/es.

Es por ello que consideramos que dentro de la ley de Reconocimiento y Desarrollo del Sistema Económico Comunal, en donde creemos que debemos estar incluidos, se hable de las organizaciones socioproductivas y aparte, de las formas de organización socioeconómicas como los sistemas de trueke.

Creemos que la sección de los Sistemas de Trueke debe estar mucho más desarrollada y normada para que irónicamente, una forma de organización económica comunitaria sin uso de dinero no se transforme en la excusa de inescrupulosos y oportunistas buscando financiamiento y dinero, envés de los principios y valores en que ellos se sustentan.

Creemos que para velar por el buen funcionamiento y desempeño de éstos Sistemas de Trueke debe reconocerse en la ley que éstos pueden organizarse en Redes, locales, regionales o biorregionales, nacionales e internacionales como lo hacía la Ley de Fomento y Desarrollo de la Economía Popular.

Debe reconocerse además a la Red Nacional de Sistemas de Trueke que ya hace dos años viene trabajando por el buen funcionamiento y crecimiento de los Sistemas de Trueke en el país, además de ser incluída como parte del órgano rector en las cuestiones referidas a su competencia específica, los sistemas de trueke, normando una práctica que se había venido dando de corresponsabilidad entre el gobierno, en este caso el Viceministerio de Economía Comunal del MPP para las Comunas en persona de Lídice Altuve y que esperamos se continúe en la gestión de Ana Maldonado, y una organización del Poder Popular tal como es la Red Nacional de Sistemas de Trueke.

Y es que para esta experiencia novedosa no hay más especialistas que los propios protagonistas, siendo el Comité de Formación de Nuevos Sistemas de la Red Nacional la instancia más adecuada para garantizar la formación y el acompañamiento adecuado para el desarrollo de estas prácticas.

Creemos que una ley como ésta debe normar el porcentaje de la producción que las diferentes formas productivas apoyadas por el estado deben destinar al Sistema Económico Socialista Comunal a través de sus diferentes mercados comunitarios y/o otros espacios de intercambio, distribución y comercialización.

Tantas veces ha insistido el presidente en esto que ya es justo que esta ley lo favorezca para que sea una realidad.

Creemos como lo ha dicho el presidente en una de sus últimas intervenciones, que no solo el BCV sino específicamente la Casa de la Moneda debería ser incluida en la ley en la función específica de encargarse de la impresión de las monedas comunales. Luego de impresas el BCV las entregaría a la Asamblea de Prosumidores y Prosumidoras de los Sistemas de Trueke debidamente conformados.

Un formato de facilitador de trueke o moneda comunal de seguridad, tipo. Que se complete con el nombre y diseño aprobado en la asamblea de conformación de un sistema de trueke. Se entrega a la asamblea y esta al comité de contabilidad.

Para concluir queremos que se respeten las prácticas ancestrales socialistas, las denominaciones y formas organizativas que existen en la realidad y estamos construyendo o recuperando y no que se nos impongan otras que o no existen o que nadie utiliza para que esta Ley sea una verdadera herramienta para la construcción del Socialismo Nuestroamericano en el que estamos profundamente comprometidos.

 

Comentarios

No hay comentarios todavía.

Añadir comentario